Despensa a medida


Hola hola !!!

Hace un buen tiempo que no pasaba por acá, aclaro que no era por falta de ganas. 
Voy a hacer lo posible para que no pase tanto tiempo de ahora en más.

Paso a contarles que la idea de tener una despensa en casa, no salió por que sí, o porque las vi en pinterest y me dieron ganas.. no no.

 Busqué la forma de construirla porque extrañaba horrores la de la otra casa.


"Esta es la de ahora"


"Esta era la anterior"


Me podía dar el lujo de separar lo dulce de lo salado en los estantes de las puertas.

Entraba absolutamente todo y de todas maneras sobraba lugar, profundo y hasta con cajones. Un espectáculo !!


Claramente ya no contaba con todo ese espacio para divertirme, 
El cambio de destino de dos de los ambientes y una abertura que había que cerrar en el medio es lo que tenía y lo aproveché a full.

Aclaro que la pared es la portante de la casa así que mínimo tiene 38 cm es una casa vieja, los ladrillos fueron de canto y se amuro la puerta tratando de dejar la mayor cantidad de aire libre para poner también estantes externos


Esta puerta que estaba en otro lugar de la casa y daba al exterior, ( aparentemente hecha pelota ) estuvo paseando por la obra hasta que llegara su hora feliz.









No pude ganar la batalla de color para la puerta 😒



Los estantes los arme con los sobrantes de melamina de los placares.





Y así quedó!!  Les digo que para sus 30 cm de profundidad cabe de todo, también se ve parte del pizarrón que alguna vez pasó por el blog, la puerta se abre de una manera muy canchera.



Desde la entrada frente a la alacena, mi cocina se ve así.



¿ Que les pareció ? 
Espero que hayan podido sacar alguna idea que las ayude. 

Comentarios

Entradas más populares